Telemedicina y pacientes crónicos mayores de 60 años con alto riesgo de ingreso hospitalario. Estudio

2.744 lecturas

Telemedicina y pacientes crónicos mayores de 60 años con alto riesgo de ingreso hospitalario. Estudio

El control remoto en el domicilio de pacientes mayores de 60 años en su domicilio no ayuda a disminuir el número de visitas a los servicios de urgencias ni los ingresos hospitalarios en pacientes con múltiples trastornos crónicos juntos como la Insuficiencia Cardiaca, la Diabetes y la Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC).

Mejorar el cuidado de las personas con múltiples enfermedades crónicas y mayores de edad, lo que clásicamente se les ha llamado “pacientes frágiles”, es uno de los retos más importantes en los diferentes sistemas de salud a nivel mundial. El importante gasto en recursos sanitarios y el impacto negativo que estos producen en la calidad de vida nos obliga el replanteamiento del modelo asistencial, no sólo por parte de la clase política, sino de los propios profesionales de la salud y de los pacientes. La búsqueda de nuevos modelos de atención y la aparición de la telemedicina podrían ser parte de la solución, siempre y cuando se complementen y supongan valor añadido.

Los equipos de tele-monitorización ofrecen la oportunidad de que desde el domicilio del paciente, este pueda enviar señales (presión arterial, nivel de azúcar, etc) y/o realizar una videoconferencia con el equipo de salud que lo atiende. Con este sistema se pretende mejorar el control del paciente a distancia.

Algunos estudios previos han demostrado un alto grado de efectividad en el seguimiento de los pacientes crónicos en sus casas, combinando las visitas a domicilio, los programas de educación terapéutica y el seguimiento telemático. Pero, cuando la telemedicina se implanta como única intervención, los resultados son contradictorios. El equipo del Dr. Paul Y. Takahashi de la Clínica Mayo, de Estados Unidos, publicó el pasado mes de mayo en la revista Archives of Internal Medicine un trabajo donde ha demostrado que, en pacientes mayores de 60 años, la telemedicina no ayuda a disminuir el número de visitas a los servicios de urgencias ni el número de ingresos hospitalarios.

El equipo investigador estudió un total de 205 pacientes mayores de 60 años con alto riesgo de hospitalización, y los dividió en dos grupos, según incluyera telemedicina o no. La media de edad de los pacientes fue de 80 años, y la mayoría padecían insuficiencia cardiaca, EPOC y diabetes. Los de tratamiento convencional recibieron la visita a domicilio de una enfermera especialista tras el alta hospitalaria y mantuvieron contacto telefónico directo con el equipo hospitalario que les atendía. El grupo de telemedicina recibió monitorización remota diaria, de signos y síntomas además de videoconferencia de 10 minutos de duración por parte de una enfermera. En función de la videoconferencia y de las mediciones, la enfermera contactaba con el médico si era necesario para el inicio y/o modificación de tratamiento.

Al final del estudio, los controles telemáticos diarios no lograron disminuir el número de visitas a los servicios de urgencias y el número de ingresos hospitalarios, por lo que los investigadores descartaron la telemedicina como un sistema eficaz para lograr estos fines.

Este trabajo llevó a los autores a las siguientes reflexiones:

  • El contacto diario con la enfermera provoca que el paciente esté pensando más en los síntomas y que por tanto aumente el número de ingresos hospitalarios
  • El grupo de tratamiento convencional que se estudió ya disponía de una intervención estructurada que ha demostrado ser efectiva
  • Se debería replantear la atención al paciente, especialmente en aquellos con múltiples enfermedades crónicas con alto riesgo de ingreso hospitalario y edad avanzada
  • La evaluación del paciente también debería replantearse, teniendo muy presente la valoración social
  • La telemedicina tiene un alto coste potencial
  • Es necesario plantear previamente en qué grupos de pacientes sería efectiva la implantación de la telemedicina y que tipo de telemedicina
  • Los test diarios quizás no sean necesarios de forma continuada para todos los pacientes

Además, el Dr. Takahashi añade los siguientes comentarios:

La atención a la cronicidad, especialmente en aquellos grupos de pacientes más complejos, requiere un rediseño en profundidad del modelo sanitario y un replanteamiento de los roles de los profesionales y pacientes

Existen multitud de experiencias positivas, pero cada paciente es único, por lo que requiere de intervenciones personalizadas y capaces de ser modificadas en función de las necesidades del momento

La atención personalizada nos debe permitir la identificación adecuada del paciente y la intervención correcta por mejores profesionales, que en estas circunstancias pueden aportar lo mejor de sí mismos

Los pacientes con múltiples patologías crónicas necesitan tratamientos complejos, por lo que on de suma importancia los programas de educación terapéutica a la cronicidad (antes de enviar señales de monitorización, el paciente debe saber para qué)

Las tecnologías de la información, como la telemedicina, son herramientas que debemos de utilizar cuando sean necesarias, y que disponen de un gran potencial para ayudarnos a mejorar la atención a nuestros pacientes, siempre y cuando se utilicen con sentido clínico, por profesionales preparados y con pacientes activados.

Autora: Carme Hernández

Vía: Forumclinic

Más información:

forumclínic: Telemedicina: una herramienta que ayuda a mejorar la calidad de la espirometría forzada

www.forumclinic.org/epoc/noticias/telemedicina-una-herramienta-que-ayuda-a-mejorar-l

forumclínic: Teleasistencia en mujeres con diabetes gestacional

www.forumclinic.org/diabetes/noticias/teleasistencia-en-mujeres-con-diabetes-gestacional

forumclínic: ¿Qué opinan los pacientes de la telemedicina?

www.forumclinic.org/epoc/noticias/qu-opinan-los-pacientes-de-la-telemedicina

Bibliografia:

A Randomized Controlled Trial of Telemonitoring in Older Adults With Multiple Health Issues to Prevent Hospitalizations and Emergency Department Visits.

Paul Y. Takahashi, MD, MPH; Jennifer L. Pecina, MD; Benjavan Upatising, MSIE, PhD; Rajeev Chaudhry, MBBS, MPH; Nilay D. Shah, PhD; Holly Van Houten, BA; Steve Cha, MS; Ivana Croghan, PhD; James M. Naessens, ScD; Gregory J. Hanson, MD. Published online April 16, 2012.doi:10.1001/archinternmed.2012.256

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Aviso legal - Política de privacidad - Política de cookies.

Uso de cookies

Esta página Web utiliza Cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle información relacionada con sus preferencias, mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información visitando nuestra política de cookies.

¿Es usted profesional sanitario?

Esta información está dirigida exclusivamente a los profesionales sanitarios facultados para prescribir o dispensar medicamentos y que, por lo tanto, es necesaria una formación especializada para su correcta interpretación.
¿es usted profesional sanitario?